lunes, 1 de abril de 2013

CAPITULO LIII: ESPERANZA.




Cuando comencé a trabajar, llegué al primer domicilio y la verdad pensaba que no iba ser capaz de sacar todo adelante.
¡Venga Elena ! ánimo ten paciencia ya verás como poco a poco todo va ir bien.
A la vez,según van pasando los días,los meses;compruebas que todo sigue su curso, todo va yendo bien.Eso si siempre va a ver algo o alguien que intente frenar ,dregradar o arruinar tú labor diaria.Bien sea por comentarios,por gestos o un largo etc.
Cuantas miradas, cuantos codazos o simplemente cuantos cuchicheos,para decir ¡hay va,es esa, yo la conozco! mira a que se dedica a : "" Trabajar por las casas"".
Cuando una amiga te pide ayuda -para otra amiga-para encontrar trabajo y tú le ofreces esa ayuda.Ves que esa amiga se presenta a la llamada y que tú te prestas en decirle a donde tiene que dirigirse y lo que tiene que presentar y esa chica no es capaz de mirarte,ni dirigirse a ti, ni molestarse en hacer algún comentario,ignorándote por completo.
Vuelves a tú trabajo,como si no hubiera sucedido nada.Ves a ese enfermo que puedes ayudar con tus conocimientos "si con tus conocimientos"parece mentira pero para esto hay que estudiar.Pero que para la familia lo primordial es que, te dediques a la limpieza y si luego te da tiempo ,estas con el enfermo.No se dan cuenta que:la alimentación no es la correcta, que los ejercicios mentales y físicos son esenciales.Aunque tú se lo insinúes ,se lo recomiendes;la respuesta que hayas es: ""si ya está bien alimentado"".
Sin un corazón lleno de amor y sin unas manos generosas,es imposible curar a un hombre enfermo de su soledad.
Como una amiga que ( debido a la situación económica que tenemos ahora en este país) me pidió ayuda para ver si encontraba trabajo,le tendí la mano.Estuvimos hablando sobre a lo que quería dedicarse ,la acompañé a uno de los sitios en los que le podrían ayudar a encontrar trabajo.Ella pensaba,que este trabajo era limpiar casas y mejor por horas.Cuando la persona competente, le hace la pregunta: " Mira y tienes experiencia con gente enferma, con ancianos" y la respuesta , que tuvo fue la siguiente: "Si son como los niños al fin y al cabo",yo me quedé cortada, no sabría que decir si me llegaran a preguntar.Es increíble.Pero mi sorpresa fue mayor cuando,se le comenta que :"""Mira la profesión que tiene Elena, es estar con gente dependiente,ayudar e intentar que las actividades de la vida diaria ,sean mas llevaderas o incluso que logren intentar hacerlas.Elena y las compañeras como ella, tienen la labor de ser su bastón.No es estar como si fueran niños.Para esta labor se requiere una serie de estudios y una preparación."""
Así es y así estamos a estas alturas de la película. Ver familiares directos,pero que indirectamente están implicados en el seguimiento del enfermo y son precisamente los que te dejan con la boca abierta.




Las críticas no son otra cosa que orgullo disimulado.Un alma sincera para consigo misma nunca se rebajará a la crítica.La crítica es el cáncer del corazón.

Fuente de profunda alegría cuando ves que la familia directa confía en ti al 100% y que con tu ayuda diaria el enfermo consigue con: su esfuerzo,su fe, su amor; con su lucha diaria ,como bien dicen ellos YA VALGO PARA ALGO.
Bueno pues aquí queda otro capítulo para tod@s  vosotr@s
Un abrazo