viernes, 8 de febrero de 2013

CAPITULO XXXIV: SOLEDAD.

Benedicto horario 7:00/8:00 de la mañana.Vive sólo es alcohólico ,me lo va comentando Tere mientras vamos hacia la casa de Benedicto, incluso me llegó decir que un día intento sobrepasarse con ella,tremendo.Llegamos tardo en abrir la puerta
no se esperaba que nos pasáramos por allí eran aproximadamente la 13:10 h de la tarde,bueno la casa estaba horrible ¡¡ y el borracho.Le explicamos que al día siguiente iba ir yo, para que me conociera y supiera quien era.Nos despedimos y nos marchamos.
Al día siguiente fui en mi horario a las 7:00 de la mañana ya estaba allí toque el timbre y tardó en abrir estaba en cama ,decía que era temprano que Tere llega sobre las 7:15 +ó - total aquello era un desastre.La cocina estaba sin recoger no tomó la medicación y al preparar el desayuno con la medicación me fijé que hay una pastilla que no quiere tomar, para ir al aseo tenías que ir a un lugar que parecía más bien una bodega y en ella se encontraba un burro y desde ahí accedes al aseo.Preparé todo, me dirijo a su habitación le preparo todo y la ropa sucia se la llevo a la lavadora y donde está? en otro apartado,hacía un patio que da hacia el otro lado de la casa y cuando llego, me encuentro con 8 perros atados, todos de raza pitbull.Tremendo algunos de ellos como si tuvieran lesiones por alguna pelea.Me lo encuentro a él detrás de mí y me dice que la lavadora no se pone hasta el miércoles porque no había nadie para tenderle la ropa.
Es una pena que gente así viva sola y que Servicios Sociales,que tuvieron que ir por ese domicilio, con la Trabajadora Social y la Coordinadora de la empresa que vieran todo eso y no tomaran las medidas oportunas ante tal panorama.Es una vergüenza.
Un abrazo